¿Quieres conocer la cultura y las costumbres de la tribu masái?

Si te interesa descubrir las tradiciones y costumbres de los masáis puedes hacer un voluntariado en Tanzania o en Kenia que es donde mayoritariamente viven. Hay muchos programas diferentes en estos dos países como son los programas de deportes, música, enseñanza, cuidado de niños o el programa médico, pero si quieres conocer cómo vive la tribu de los masáis puedes hacer el programa de inmersión tribal masái en Tanzania, en el que te explicarán las costumbres y las tradiciones de este pueblo, además tendrás la oportunidad de vivir como ellos, puesto que convivirás y te alojarás en la aldea con una familia masái. También te puede interesar el programa de mujeres masái que se realiza en Kenia, en este programa ayudarás a las mujeres de la aldea a empezar sus negocios o a hacer que prosperen, pudiendo también conocer su estilo de vida.

Pueblo Masai Cooperating Volunteers

Los masáis son conocidos por las grandes dilataciones en sus orejas y la ropa de tonos rojizos, esta indumentaria se llama “manta masái” y es una tela de diferentes colores, la cual se envuelve por el cuerpo. En el idioma masái este tipo de ropa se llama shuka que significa “envoltorio del cuerpo”.

Actualmente son una población de unas 880.000 personas y su idioma es el maa, aunque muchos también hablan suajili e inglés. Son un pueblo seminómada que vive principalmente del ganado, aunque algunas de sus tribus también viven de la agricultura. Según su cultura poseer muchos animales es un símbolo de poder, además, consideran que son propietarios de todos los animales del mundo. Esta creencia procede de una leyenda antigua en la que el dios de la tribu masái que se llama Enkai, engendró a tres hijos que fueron los padres de tres de las principales tribus de África, que son: los kikuya, los kamba y los masáis. Enkai les dejó escoger a cada uno, un objeto para regalárselo.

Masai Cooperating Volunteers

El hijo que representaba la tribu kikuya escogió una azada, por lo tanto, su padre le enseño las tierras fértiles para que pudiera cultivarlas. El segundo hijo, el primer individuo de la tribu kamba escogió un arco de madera, así que Enkai le enseño a cazar. Y, por último, el tercer hijo y primer masái llamado Natero Kop escogió una vara de madera, como su padre tenía un gran aprecio por los animales decidió regalarle todos los rebaños del mundo y le enseño a pastorear. Por este motivo los masáis aún piensan que todos los animales les pertenecen y que tienen el deber de protegerlos.

Para los masáis la vaca es un animal sagrado, al igual que lo es la hierba, puesto que consideran que todo lo que envuelve a este animal es sagrado, es decir también lo son las tierras donde pastorea y la hierba que come.

Los masáis viven en casas circulares que están construidas con ladrillos hechos de barro, ramitas, paja y excrementos de animales, se utilizan estos materiales para conseguir que las paredes sean resistentes e impermeables. Estas casas se llaman manyattas, y no suelen tener ventanas, aunque sí que tienen pequeños agujeros para que circule el aire.

Si quieres descubrir más sobre esta tribu en el voluntariado en Tanzania o en Kenia, te explicarán los secretos y las historias más sorprendentes, y te mostrarán los detalles y las características de su estilo de vida.​

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Abrir chat