El voluntariado internacional

El voluntariado internacional: personas unidas, cambios enormes.

 

Cooperating Volunteers es una compañía que emplea, como eslogan y filosofía “pequeñas acciones para cambiar el mundo”, y de esto se trata el voluntariado internacional, tareas llevadas a cabo por individuos, trabajos que suman y suman, dando  como resultado algo enorme, algo significativo, algo que vale la pena, que da esperanza y que nos deja visualizar un mundo mejor, más unido, más empático…. Menos “sociedad” y más “humanidad”.

 

No es secreto que la industria del turismo ha crecido bastante estos últimos años, pero también es cierto que la figura del voluntario se ha vuelto bastante popular. Pero ¿a qué se debe esto? Gran parte del motivo, es que un programa de voluntariado internacional te permite conocer otro país, vivir otra cultura, ver mundo. Sin embargo, esta no es la causa principal.

 

Podemos asegurar que, gracias a los viajes de placer, las personas se han visto más expuestas a los problemas que deben sobrellevar ciertos sectores de la población, se ha desarrollado la empatía y las últimas generaciones se caracterizan por ser mucho más sensibles, mucho más “humanos”. De esta manera, podemos observar movimientos que desean mejorar el mundo, promover la consciencia ambiental, el cuidado animal. Resulta interesante que, en la actualidad, se escuche tanto sobre ser vegetariano o vegano, y la razón es que los jóvenes quieren un cambio, y están dispuestos a poner su granito de arena para hacerlo realidad.

 

De esta manera, el voluntariado internacional es un viaje fuera de lo tradicional, porque claramente vas a conocer otra cultura, pero también vas a conocerte mejor y vas a desarrollar habilidades que te permitirán ahondar más en los sentimientos y necesidades de los otros. Al participar en un voluntariado internacional el crecimiento personal es indescriptible y, en general, quienes han vivido esta experiencia aseguran haber recibido mucho más de lo que dieron.

 

Antes que nada, debemos saber que el voluntariado internacional se trata de prestar un servicio en el exterior (alguna parte del mundo, en donde se encuentren proyectos a favor de sectores vulnerables) sin esperar ningún pago o retribución económica. Es una labor altruista, caritativa, que deja en evidencia los valores de responsabilidad, generosidad, igualdad, justicia, libertad…

 

¿Cómo participar en un proyecto de voluntariado internacional?

 

Para participar en un voluntariado internacional es necesario seguir una logística, contactar con un proyecto, asegurarnos una estadía, entre otros aspectos que deben organizar las instituciones, ONG`s o agencias. De esta manera, abordamos un poco el trabajo efectuado por Cooperating Volunteers.

 

Como ya dijimos, Cooperating Volunteers es una compañía con experiencia en la organización de voluntariado internacional. Ofrecen diversos programas a las personas que presenten esta iniciativa, y trabajan en pro al logro de su meta. Posee precios bastante accesibles, y aseguran una experiencia segura, provechosa e inolvidable.

 

La compañía cuenta con diversas alianzas, cooperando en varios proyectos alrededor del mundo. De esta manera, podemos hallar diferentes destinos en los continentes principales. Debemos tener muy presente que el perfil del voluntario no es único y universal, claramente hay características que describen a todos estos personajes: humildad, empatía, sentido de responsabilidad, etc. Sin embargo, cada ser es único, por lo que podremos hallar diversidad de gustos entre los voluntarios. A raíz de esto, no todos encajan perfectamente en cualquier programa.

 

Cooperating Volunteers no exige una preparación específica para la participación en sus programas de voluntariado, exceptuando ciertos proyectos de salud en donde se amerita estudio y experiencia. En su mayoría, basta con ser mayor de edad y tener la voluntad de ayudar. Pero, al seleccionar un programa, debemos considerar nuestra personalidad, nuestras habilidades, qué podemos aportar.

 

Por ejemplo, si siento temor a relacionarme con animales, no me voy a postular a un programa de cuidado de la vida silvestre. Pero si viví cerca de un bosque, si tengo cierta experiencia, si siento amor incondicional por la vida animal y el entorno natural… este programa sería ideal para mi, y ¿qué importa si nunca he estado en contacto directo con estos ambientes? El personal local de Cooperating Volunteers me apoyarán en el proceso y aprenderé todo lo que sea necesario para aportar un verdadero beneficio.

 

De esta manera, si consideramos que tenemos capacidades pedagógicas, si nos relaciones bien con personas de la tercera edad, si nos gusta el deporte, la expresión artística, el cuidado a los niños… en base a esto sabremos para cuáles programas presentamos un mejor perfil, cuáles proyectos serán mejores para el beneficio mutuo (el de la localidad y el propio, porque para una experiencia satisfactoria debemos sentirnos a gusto con el destino y las labores).

 

Así bien, Cooperating Volunteers ofrece una gran variedad de programas de voluntariado internacional alrededor del mundo:

 

  1. Programas de enseñanza.
  2. Programas de deporte.
  3. Programas de salud.
  4. Programas de construcción.
  5. Programas de cuidados de personas con capacidades diferentes.
  6. Programas de cuidados a niños de la calle.
  7. Programas de cuidados en orfanatos.
  8. Programas de preservación ambiental.
  9. Programas de preservación de la vida silvestre.
  10. Entre otros.

 

De esta manera, podremos elegir el mejor proyecto para nosotros, en el destino que más nos atraiga. Ya hemos hablado sobre las ventajas de vivir esta experiencia desde el punto de vista personal, el cambio de perspectiva que nos brinda con respecto al mundo, a la vida y a los problemas. Pero también ser voluntario resulta beneficioso para nuestra vida profesional, otorgando mayor valor a nuestro currículum vitae.

 

Las empresas actuales valoran que sus trabajadores tengan consciencia social, saben que la responsabilidad caracteriza a cualquier voluntario. Además, valoran los aprendizajes de esta experiencia, cuando se participa en un programa de voluntariado se mejoran las habilidades sociales, se fortalece el trabajo en equipo, se consolida la autoestima, la ética y la moral.

 

La experiencia como voluntario enriquece cada aspecto de nuestra vida, reflejándose tanto en lo personal como en lo laboral. Es momento de atreverse, salir de lo conocido. Es hora de “ser el cambio que queremos ver” y participar en la construcción del mundo que heredaran las generaciones futuras, un mundo más limpio, más unido. Porque todo es posible, y la esperanza empieza en las acciones.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *